Síntomas de la ortorexia, la obsesión por lo saludable

¿Puede un estilo de vida saludable convertirse en una obsesión y en un riesgo para la salud? Aunque no lo creas, esta es una posibilidad que existe y se conoce bajo el término de ortorexia. Dicho trastorno se caracteriza por una excesiva preocupación respecto a llevar una dieta saludable y orgánica. Esto último desde luego, no es nada malo, pero si no sabes medir tus actitudes frente a los alimentos, podrías desarrollar un comportamiento que no definitivamente no te traerá cosas buenas.

Woman eating an apple with a table full of produce before her.

¿Cuáles son los síntomas de la ortorexia?

Las personas que padecen este trastorno presentan las características siguientes:

  • Muestran una ansiedad excesiva.
  • Se obsesionan con su peso o con los alimentos que consumen.
  • Siempre están buscando información sobre dietas orgánicas o sanas.
  • Le prestan excesiva atención negativa a ingredientes como los azúcares, el gluten y las grasas.

Se sabe también que muchos de los casos de ortorexia pueden estar vinculados con otras enfermedades, como la anorexia o la bulimia.

¿Cómo detectar a una persona que sufre ortorexia?

La gente que presenta esta condición muestra muchas señales inequívocas como las que se enlistan a continuación:

  • Dejan de consumir una gran cantidad de alimentos. Tanto así que podrían reducir su dieta a comer solamente vegetales, prescindiendo de proteínas, grasas y carbohidratos.
  • Lavan toda su comida de manera obsesiva. Son muy meticulosos al limpiar y esterilizar cada ingrediente que consumen, incluso más allá de lo que cualquier persona normal haría.
  • Muestran un desorbitado interés por recetas y suplementos orgánicos. Buscan obsesivamente hierbas, probióticos, zumos depurativos y otros ingredientes “verdes”. Pueden perder el control con esta costumbre.
  • Presentan cuadros de ansiedad, cambios de humor y se aislan socialmente. Debido a que pueden sentirse incomprendidos cuando los demás no entienden sus nuevos hábitos, estos signos son algo inevitable y terminan por disminuir drásticamente el contacto con quienes les rodean.

Compartenos tu opinión