¿Por qué debes lavar siempre tus brochas de maquillaje?

Las brochas para maquillarse son un básico con el que todas deberíamos contar en nuestro tocador, pero ojo, porque no siempre son lavadas por todas esas chicas a las que les gusta ponerse guapas. A veces se nos puede olvidar o nos puede parecer que no es para tanto, sobretodo si nos la hemos lavado tantas veces. De acuerdo con los expertos, basta con limpiarlas una vez a la semana para que estén en buen uso y se puede usar un jabón especial, o simplemente champú de bebé. Por otra parte, esto es lo que puede pasar si no las lavas como deberías:

lavar

  • Infecciones. Pueden extenderse por todo tu rostro si ya tenías algún granito, ya que las bacterias se llegan a acumular en los restos de maquillaje que llevan demasiado tiempo en una brocha. Y no querrás que tu cara se llene de imperfecciones, ¿o sí?
  • Conjuntivitis. Los ojos son la parte más delicada que está expuesta al maquillarnos. Contraer conjuntivitis, se ha vuelto algo muy común cuando se usa maquillaje en mal estado o brochas sucias. Esto también aplica a los rizadores de pestañas con restos de máscara.
  • Sarpullido o erupciones. Otro efecto muy común, son las irritaciones que salen de la nada. Si te has encontrado con ronchitas, enrojecimieto o alguna erupción en tu cutis, ten cuidado, porque puede deberse a que no has lavado tus brochas en bastante tiempo.
  • Herpes. Es lo más grave y lo menos común, pero puede suceder. Al contrario de lo que muchos piensan, el herpes no solo se contrae sexualmente, pues es un hongo que se desarrolla en lugares húmedos. Por eso es primordial que guardes tus brochas en un sitio seco y las seques muy bien después de haberlas lavado.

Y tú, ¿con cuántas frecuencia lavas las brochas que usas para maquillarte?

Quizá también te interese leer:

Compartenos tu opinión