¿Llevas una relación abierta? 5 consejos para que funcione

Las relaciones abiertas no son para todo el mundo, pero sí pueden ser muy divertidas. La idea de estar con alguien sin compromiso no tiene nada de malo, siempre y cuando tengas la madurez emocional necesaria para adaptarte a dicha situación. Muchas personas creen que hacerlo es fácil y luego, terminan dándose cuenta de que se involucraron demasiado con ese alguien a quien no creían tan especial. Por eso, si has acordado verte con alguien de esta manera lo mejor es que tengas en cuenta los siguientes consejos, que te pueden evitar un montón de problemas.

abierta

  • No tengas ninguna expectativa. Es la primera regla del juego. No se van a casar, no van a formar una familia y no puedes esperar que te tome en serio, cuando se buscaron por diversión. Si con el tiempo te dejas llevar y tienes la esperanza de que cambie por ti, vas a tener muchos problemas.
  • La sinceridad y comprensión son básicos entre los dos. Al principio de su aventura, deben sincerarse el uno con el otro, decir lo que esperan (o más bien lo que no esperan) obtener de esa convivencia, lo que sienten y porque lo hacen.
  • Entiende tus límites. Por la naturaleza de esta relación, lo peor que puedes hacer es volverte celosa, positiva e incluso demasiado melosa. Estas actitudes más que halagar al chico, podrían asustarlo y hacer que ambos terminan mal.
  • Imagina el peor escenario. No porque no tengan un compromiso quiere decir que todo serán fácil y relajado. Debes prever que a veces también tendrán sus momentos malos.
  • Preguntáte si de verdad quieres una relación abierta. La honestidad es importante a la hora de saber si estás preparada para una relación sin compromiso. Si solo buscas pasarla bien y satisfacer ciertas necesidades, adelante. Pero cuidado si dudas, porque esto es mala señal.

Quizá también te interese leer:

Compartenos tu opinión