Fomentar la autoestima de tus hijos puede prevenir el bullying

El bullying se ha convertido en un problema que se presenta con más frecuencia no solo en las escuelas, sino fuera de ellas y hasta en Internet. Los niños y adolescentes son quienes se ven más afectados por este fenómeno, que erróneamente muchos adultos consideran inofensivo pero que puede acarrear fatales consecuencias. Es muy complejo ponernos a reflexionar sobre las causas que lo producen pero lo que sí podemos hacer, es prevenir a nuestros hijos contra este tipo de ataques y una de las mejores armas que podemos brindarles, es una alta autoestima.

autoestima

La autoestima y el bullying

Los agresores o bullies escogen siempre a víctimas vulnerables, a las que saben que pueden quebrantar con facilidad. Los niños tímidos, que no se defienden y tienen una imagen pobre de si mismos, son blancos ideales para este tipo de victimarios.

Cuando un chico no se siente querido y valorado en su hogar, y no aprende a darse su lugar por medio de sus padres, es imposible que lo haga en la escuela. En cambio si se le enseña a ser asertivo y a tener confianza en si mismo, difícilmente se sentirá herido por bromas o comentarios hirientes, y tampoco se sentirá presionado por las amenazas.

Y es que los chicos que practican bullying no le encuentran sentido a meterse con alguien a quien no pueden humillar con facilidad.

¿Cómo aumentar la autoestima de los niños?

  • Hacer que acepten sus errores con naturalidad. Como padres, debemos hacerles entender que nadie es perfecto y no exigirles más de lo que pueden dar. Enseñarles que si se equivocan, pueden intentarlo de nuevo.
  • Reforzar sus talentos y pasatiempos. Sirve mucho hacer que se sientan útiles y que puedan practicar aquello que más les apasiona; y no lo que nos gustaría que les apasionara.
  • Pasar tiempo con ellos. La convivencia les ayuda a ser más sociables.

Quizá también te interese leer:

Compartenos tu opinión