Como eliminar los puntos negros con pasta de dientes

Pocas cosas hay que sean más odiosas que los puntos negros, especialmente en la nariz. Ver esas impurezas incrustadas es muy desagradable y lo peor del asunto, es que están tan enterradas que a veces parecen imposibles de sacar. Sin embargo existe un remedio casero y muy económico que en cuestión de segundos, te puede permitir librarte de ellos y lucir un cutis mucho más limpio. Y lo único que vas a necesitar es pasta dental y un cepillo para dientes nuevo.

pasta

Sí, has leído bien: usaremos pasta dental para acabar con los puntos negros. Lo cierto es que este producto de limpieza tiene la facultad de secar la grasa de la piel y muy especialmente, extraer esas pequeñas imperfecciones que no son tan fáciles de eliminar con el jabón. Lo mejor es que también refresca la zona T y hace que dure limpia por más tiempo.

La razón para conseguir un cepillo dental nuevo es obvia: vamos a utilizarlo exclusivamente para esta función, a fin de que no se contamine con otras bacterias.

El proceso es el siguiente:

  1. Lo primero que tienes que hacer es humedecer un paño pequeño con agua caliente y aplicarlo en la nariz o donde tengas más puntos negros. El calor de la compresa hará que los poros se abran y que las impurezas, sean más fáciles de extraer.
  2. Aplica un poco de pasta de dientes en el cepillo o frótalo suavemente y en forma de círculos, por toda el área a limpiar. No te preocupes si sientes un hormigueo, pues es completamente normal.
  3. Sigue frotando así por alrededor de cinco minutos y después, procede a lavarte con agua fría. Tiene que estar a esta temperatura para cerrar los poros.

Al terminar, notarás como tu piel se siente más suave y los puntos se han ido.

Quizá también te interese leer:

Compartenos tu opinión