¿Cómo conseguir el blanqueamiento dental que deseamos?

Una sonrisa blanca es lo que todos perseguimos para mejorar nuestro físico y sentirnos mejor con nosotros mismos y con el medio que nos rodea, pero no es fácil mantener una sonrisa blanca y sana, se ha de presentar una higiene muy estricta, una alimentación sana, y visitar nuestra clínica dental con regularidad.

como conseguir dientes blancos

La higiene, fundamental en el blanco de nuestros dientes

Para mantener blanco el esmalte de nuestros dientes, es fundamental mantener una buena higiene para de ese modo arrastrar todas las partículas que se quedan adheridas a nuestros dientes, algunas de esas partículas, pueden alterar el color del diente si no se eliminan.

Además, también es importante realizar un limpieza dental profesional en nuestra clínica dental de confianza para eliminar la capa de sarro que se acumula en nuestros dientes, y que en apariencia, puede estropear el blanco dental que deseamos.

Además, en ocasiones el blanco de nuestros dientes refleja el grado de salud dental que poseemos, ya que si tenemos una correcta higiene dental, los dientes podrán nutrirse bien y mantener un aspecto impecable. Por eso es recomendable tratar enfermedades de la encía o de caries para que nuestra estructura dental funcione correctamente. Para conocer si padecemos de alguna enfermedad dental deberemos someternos a una revisión en nuestra clínica dental para confirmar si puede influir en el blanco de nuestros dientes.

¿Qué alimentos debo evitar?

Como comentábamos anteriormente, las partículas de algunos alimentos que contienen colorantes, al adherirse al diente, puede producir el efecto de coloración del diente, por lo tanto, debemos saber muy bien que alimentos debemos consumir.

Entre los alimentos y bebidas a evitar están:

  • El café y el té, son una de las bebidas más temidas por aquellos que quieren mantener el blanco de sus dientes. Aunque muchas personas crean que el té no mancha los dientes, queda completamente demostrado que no, al contrario, algunos tés manchan más los dientes que el café.
  • El tabaco, a pesar de ser una sustancia muy perjudicial para nuestra salud en general, el humo del tabaco y el alquitrán contenido en el tabaco, son sustancias que dañan el blanco natural de los dientes.
  • El vino, su coloración natural rojiza hacen del vino otra de las sustancias para tomar con moderación, ya no solo por su contenido en alcohol y sus perjuicios para la salud, sino también por mantener nuestros dientes blancos y alejados de sus colorantes.
  • Los refrescos, y las golosinas: Su composición artificial y su marketing, hacen que se añadan numerosos colorantes artificiales para que adopten el color deseado por sus fabricantes, y hacen que nos conviertan nuestro blanco dental en un blanco no deseado.
  • Las salsas con ciertas especias: Sobre todo aquellas con curry, que es una especia con un alto poder colorante, pero hay otras muchas especias colorantes y salsas que debilitan el blanco de nuestros dientes.

La saliva y su importante papel en el blanco dental

La saliva juega un papel muy importante tanto en la salud dental como en el blanqueamiento de los dientes, ya que se encarga de arrastrar todas aquellas partículas que puedan colorear los dientes.

Por lo tanto, la producción de saliva debe ser buena para arrastrar las bacterias que se producen sobre todo cuando comemos.

Una buena forma de aumentar la producción de saliva es masticando chicle sin azúcar después de la higiene dental que debemos llevar a cabo después de cada comida, de esta forma no quedarán restos de alimentos ni bacterias que se alimenten de los azucares de las comidas.

Los servicios de blanqueamiento dental de las clínica dentales

Si seguir una rutina diaria buena no es suficiente para mejorar el blanqueamiento dental, o simplemente nos urge conseguir una buena sonrisa, las clínicas dentales ofrecen tratamientos de blanqueamiento dental muy efectivos.

Para ello, se aplica un gel sobre los dientes que producen una reacción blanqueante en el esmalte de nuestros dientes. Podemos seguir el tratamiento tranquilamente en casa o podemos acelerarlo con sesiones de una hora en nuestra clínica dental. Aunque siempre estos tratamientos deben seguirse bajo la supervisión de tu dentista.

Compartenos tu opinión