¿Que beneficios tienen los Ácidos grasos para la salud?

Los ácidos grasos son importantes y necesarios porque protegen el corazón, cuidan la piel e intervienen en el equilibrio hormonal y metabólico. Son los ácidos grasos esenciales que el organismo humano no puede elaborar por sí mismo, por lo que necesita extraerlos de la alimentación.

Los  ácidos  grasos  esenciales  son  nutrientes  indispensables para nuestro organismo y por ningún motivo debemos dejar de consumirlos. Es importante también no abusar de ellos, recordemos que todo en exceso hace daño.

Acidos grasos para cuidar la salud

Una dieta balanceada necesita incluir un 30% de grasas  con el fin de garantizar el aporte necesario de energía para que un individuo pueda desarrollar a pleno rendimiento sus actividades físicas e intelectuales. Sin embargo, aunque no todos los ácidos grasos son positivos para la salud. Los ácidos grasos esenciales (pescado azul, la espiralita o la onagra) regulan el colesterol, garantizan la fabricación de prostaglandinas de sustancias que tienen la función de regulen la función celular, entre otras) y alivian trastornos como los menstruales y el reúma.

 

Datos sobre los ácidos grasos

Nuestros antepasados ya presumían los beneficios del aceite de hígado de pescado o el aceite de onagra, llamado la “panacea del rey”. Investigadores de la función de los alimentos, descubrieron el ácido linoleico, que revolucionó la nutrición. Este ácido graso tiene una característica peculiar: era “esencial” para el organismo, pero éste no podía sintetizarlo por sí mismo, por lo que es necesario tomarlo de los alimentos que forman parte de la dieta habitual.

Tipos de ácidos grasos

Existen diversos tipos de ácidos grasos, de los que se han descrito hasta 40 clases diferentes.

Ácidos grasos saturados.

Se encuentran en  la  carne, los lácteos (como la mantequilla) y los aceites de coco y de palma (la grasa, cuanto más sólida, más dañina).

Ácidos grasos insaturados.

Presentes en los aceites vegetales y en los pescados; se dividen en mono saturados  (si tienen un doble enlace) y poli insaturados estos tienen dos o más).

Ácidos grasos mono insaturados.

El representante más destacado de este tipo en nuestra dieta es el aceite de oliva, que nos protege de enfermedades cardiovasculares.

Ahora que ya conoces las propiedades de los acidos grasos ya no tienes pretextos para cuidar tu salud cocinando con ácidos grasos positivos.

Compartenos tu opinión